Zecharia Sitchin - Los Anunakis de las tablillas sumerias y akadias

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Zecharia Sitchin - Los Anunakis de las tablillas sumerias y akadias

Mensaje  TURISTA el Vie 29 Oct - 11:40

Zecharia Sitchin, fue el traductor de la escritura más antigua de la historia de nuestra humanidad “las tablillas de arcilla sumerias” con más de 6.000 años de antigüedad, donde encontró la intervención de seres extraterrestres que los sumerios llamaban “Los Nefilim“.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

En Wikipedia dice:

El termino Anunaki es el nombre de un grupo de deidades sumerias y akadias relacionados con los Annuna (los “cincuenta grandes dioses”) y los Igigi (dioses menores).

Igualmente en algunos grupos de ufólogos, este es el nombre que reciben supuestos extraterrestres, de los cuales ellos postulan que se habrían basado los mitos, debido a que habría existido una hipotética Intervención extraterrestre en la antigüedad.

Fuente: [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


Etimología

El nombre se escribe variablemente “Da-nuna”, “Da-nuna-ke4-ne”, o “Da-nun-na”, significando más o menos “los de la sangre real”.[1] mientras otros grupos (principalmente ufológicos) postulan que significa (Anu=Cielo, na=y, Ki=Tierra),[2] descrito como la quinta generación de dioses en la epopeya babilónica de la creación, el Enuma Elish.


Mitología

Según un mito babilónico más reciente, los Anunaki eran los hijos de Anu y Ki, los dioses hermano y hermana, ellos mismos, los vástagos de Anshar y Kishar (pivote del cielo y pivote terrestre, los postes celestiales). Anshar y Kishar eran los hijos de Lahm y de Lahmu (“los fangosos”), nombres dados a los guardias del templo en Eridu, el sitio de Apsu en el cual la Creación según ellos ocurrió. La cabeza del consejo de Anunnaki era el gran Anu, (más que ser un dios del cielo, Anu realmente significa “cielo”), de Uruk y los otros miembros eran sus descendientes. Su lugar fue tomado por Enlil, (En=señor, lil=viento, aire), quien, en la antigüedad era pensado como el separador del cielo y de la tierra. Esto dio lugar a un conflicto entre Enlil de Nippur y su hermanastro Enki de Eridu, sobre la legitimidad de Enlil como gobernante Celestial y terrestre. Enki, (En=señor, Ki=Tierra), además de ser el dios del agua dulce, era también dios de la sabiduría y de la magia, y era mirado por algunos como alquimista. Cuando el Igigi decidió hacer huelga y rehusó continuar trabajando para mantener la armonía del Universo, en el Shappatu (hebreo: Shabbat), Enki creó a la humanidad para que ésta asumiera la responsabilidad de realizar las tareas que los dioses habían abandonado.

Los Anunaki, por su parte, eran los compañeros altósimos (Alto concilio) del consejo de los dioses y de Anu. Fueron distribuidos sobre la tierra y el mundo subterráneo o bajo mundo. Los más conocidos entre ellos eran: Asaru, Asarualim, Asarualimnunna, Asaruludu, En-Ki (Ea para los Akadianos), Namru, Namtillaku y Tutu. (Un análisis convencional de la práctica religiosa sumeria se puede encontrar en el libro de A. Leo Oppenheim., Mesopotamia antiguo: Retrato de una civilización muerta, una edición revisada que se publicó en 1976. En dicha obra, Oppenheim se muestra muy precavido respecto de las interpretaciones sobre los dioses que “perdieron la civilización”).


Anunnaki en la ufología

Mientras algunos eruditos descuentan la relación entre la vida extraterrestre y las civilizaciones antiguas, existen otros que son partidarios de la idea sobre antiguos astronautas, tales como Zecharia Sitchin (q.v.), Sherry Shriner, Laurence Gardner, y David Icke, quienes creen que los Anunnaki fueron creados adicionalmente de los "semi-Extraterrestres" venidos a la tierra durante la antigüedad para crear o alterar el ADN del hombre primitivo. Estos estudiosos proponen varias acepciones de la palabra "anunakis", dos de las cuales son “anu-na-ki” y “an-unnak-ki”, que tradujeron como “los que vinieron de cielo a la tierra”. (muy similar a la traducción Raëliana de Elohim.)

Otro dato importante y con evidencias observables hasta hoy en día, son las representaciones de dos serpientes entrelazadas en muchas de las civilizaciones antiguas, que según los entendidos y creyentes en esta teoría vendrían a representar las dos hebras de ADN las que fueron intervenidas y modificadas por estos dioses en aquella oportunidad, agregando además que de esto fue el resultado del 2º y 3º par de cromosomas que está fusionado en todos los humanos y que les brindaría las características únicas de la inteligencia superior, razonamiento y el libre albedrío.

Lo que hizo polémico el trabajo de Sitchin fue el postulado de que una supuesta raza muy avanzada, de seres llamados Anunnaki, ayudaron a los sumerios a comenzar su civilización. En 1976, Zecharia Sitchin, quien traducía los textos cuneiformes sumerios, publicó el primero de sus libros: El duodécimo planeta. En este libro habló de maravillas y conocimientos tecnológicos que, según él, tuvo la civilización antigua de Sumeria. Sitchin resume que los Anunnaki serían un grupo antiguo de extraterrestres que obraron recíprocamente con los sumerios, y pudieron traer tecnología avanzada a esa civilización. El estudioso describió el mundo de estos seres (Nibiru), como un planeta misterioso que vuelve a la vecindad del Sistema Solar cada 3.600 años.

Quienes siguen la idea de los astronautas antiguos, postulan que los sumerios creían en la existencia de un planeta llamado Nibiru, que orbitaba dos sistemas solares y que era el hogar de dos razas: la de los Anu y la de los nefilim. Dicen también que cada 3.661 años, este cuerpo celeste llamado Nibiru o planeta X visita nuestro sistema solar. Según esto, los Anu vinieron como maestros a la Tierra y crearon una raza auxiliar, los seres humanos, enlazando su propio material genético con la del homo erectus. Los Anu eran descritos como hombres semidivinos, pero de doble estatura (los gigantes); genéticamente hablando, se mostraban como una raza esclava, dedicada a sacar oro de las minas para restaurar la atmósfera de Nibirus. En un cierto punto, continuando con esta versión, se dice que los Anunnaki pasaron el control de la tierra a los seres humanos, aunque hubo en ellos tentativas de destruirlos.Se dice que vuelven cada 3.661 años exactamente y la siguiente vez que vengan va a ser en el 2011(la cifra no puede ser par, segun sumerios ). La última vez que vinieron fue en el año 1.649 a.c. exactamente.


Opinión y crítica científica

Los arqueólogos y científicos, al revisar las traducciones de Sitchin, las calificaron especulativas y fantasiosas, y terminaron por descartar el trabajo. Sin embargo, a pesar de esto, con el paso del tiempo se han unido a la teoría ufológica figuras como el genetista Laurence Gardner, cuyos seguidores postulan que aunque imperfecto su trabajo, prepondera la esencia a la cual dan mucha importancia. Por otra parte se especula la existencia de evidencia científica circunstancial.


Anunnaki en la cultura popular

En el 2004 la idea ufológica sobre el antiguo astronauta, fue utilizada en un guión de siete ediciones del comic Silver Surfer de Marvel Comics. En éste, dichos seres eran descritos inicialmente como "extranjeros" que daban la consciencia y el conocimiento a la humanidad; posteriormente, en el último tiraje de la historia, queda implícito que los Annunaki eran los dioses de las historias sumerias.

Diferentes series de ciencia ficción han basado sus argumentos en las teorías de Sitchin, por ejemplo, en la serie televisiva Stargate, los dioses antiguos de Egipto, Sumeria y otros países -incluso íconos judeocristianos- son inspirados en una raza de extraterrestres llamados Goa'uld que esclavizaron a la humanidad. En Babylon 5 se dice que los Vorlon fueron considerados como dioses y ángeles por diferentes razas en tiempos primitivos incluyendo la humana. En la teleserie Battlestar Galactica, se dice que los humanos provienen del Planeta Kobol, hogar de los Dioses de Kobol. Los humanos estaban divididos en 13 tribus que dejaron Kobol y colonizaron trece planetas cada una, siendo la Tierra una de las colonias. Y en la teleserie Smallville se menciona como los kriptonianos visitaron la Tierra en el pasado y fueron confundidos por dioses.

Además, los Anunaki han sido inspiración para trabajos musicales. El grupo alemán de Heavy Metal, Running Wild escribió en 1995 la canción Genesis (The making and fall of a man) para su disco Black Han Inn. La canción, de más de 14 minutos de duración, relata la forma en que los Anunaki crearon a la humanidad en el contexto de un ingenioso disco conceptual que mezcla muchas leyendas con una historia original acerca de la creación y destrucción de la raza humana.



TURISTA

Mensajes : 66
Fecha de inscripción : 24/11/2009

Volver arriba Ir abajo

Re: Zecharia Sitchin - Los Anunakis de las tablillas sumerias y akadias

Mensaje  Marcelo el Vie 29 Oct - 13:08

Zecharia Sitchin; Las Cronicas de la Tierra y Otros Libros





Zecharia Sitchin; Las Cronicas de la Tierra y Otros Libros
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]




Una Pequeña Info sobre el autor de la wikipedia:
"Zecharia Sitchin nacido en 1922 es un ufólogo de origen ruso. Es un autor de libros populares que promueven la teoría del astronauta antiguo, el supuesto origen extraterrestre de la humanidad, la cual atribuye la creación de la cultura sumeria a los Annunaki (o Nefilim) de un hipotético planeta llamado Nibiru en el sistema solar.
Afirma que la Mitología sumeria refleja este punto de vista; contrariamente sus especulaciones son largamente ignoradas por la mayoría de historiadores y científicos que ven demasiados problemas tanto en la traducción como en el entendimiento de la física
Educado en Palestina y licenciado en Historia Económica por la London School of Economics and Political Science, conoce en profundidad el hebreo clásico y el moderno, y lee el sumerio así como otros idiomas antiguos de oriente. Ha traducido y reinterpretado antiguas tablillas e inscripciones de los pueblos donde surgieron las primeras civilizaciones. Actualmente vive en Nueva York, donde participa en programas de televisión y obtiene cierto éxito con la venta de sus libros.
A partir de su interpretación de poemas sumerios y acadios, de inscripciones hititas y de tablillas sumerias, acadias, babilónias y cananeas, además de los jeroglíficos egipcios, mezclándolo y relacionándolo todo con los libros del Antiguo Testamento, el Libro de los Jubileos y otras fuentes, ha llegado a conclusiones que en su opinión, le permiten abordar la historia de la humanidad y del planeta Tierra desde una óptica absolutamente sorprendente."

Y ahora, sus obras, un breve resumen de cada una, y la opcion para descargar los libros completos:
La serie CRÓNICAS DE LA TIERRA se basa en premisas tales como: que la mitología no es unaextravagancia, sino la depositaria de recuerdos ancestrales; que la Biblia debe leerse literalmente como undocumento histórico-científico; y que las antiguas civilizaciones (mucho más antiguas y esplendorosas de loque suele creerse) fueron el producto del conocimiento que trajeron a la Tierra los Anunnaki, es decir, «los quedescendieron del Cielo a la Tierra». Este primer título de la serie, El 12° planeta, presenta pruebas antiquísimas de la existencia de otro planeta dentro del sistema solar. Se trata del planeta natal de los Anunnaki. De hecho, los datos recientes procedentes
de naves espaciales no pilotadas, confirman estas pruebas y ello ha impulsado a los astrónomos a buscaractivamente lo que viene denominándose como «el planeta X»
El segundo título de la serie, La escalera al cielo sigue el rastro de la inacabada búsqueda de la inmortalidad del hombre hasta llegar a un puerto espacial situado en la Península del Sinaí y las pirámides de Gizé que sirvieron como balizas de aterrizaje refutándose así la teoría según la cual las pirámides fueron obra de faraones humanos. Recientemente el testimonio de quien vio una inscripción falsa del faraón Khufu en el interior de la Gran Pirámide corrobora las conclusiones del libro.
La guerra de los dioses y los hombres narra los hechos acaecidos en los tiempos más cercanos a la actualidad y concluye que el puesto espacial del Sinaí fue destruido hace 4.000 años con misiles nucleares. De hecho, las fotografías de la Tierra tomadas desde el espacio demuestran claramente que se produjo dicha explosión.
Esta gratificante confirmación de audaces conclusiones ha sido todavía más rápida en el cuarto título, Los reinos perdidos. En el corto espacio de tiempo comprendido entre la finalización del manuscrito y su publicación, arqueólogos, lingüistas y otros científicos han sustituido la llamada «Teoría de la caminata por los hielos» por la «Teoría de la Costa» para explicar la llegada en barco del hombre a las Américas de modo que
todos estos científicos han llegado a coincidir con las mismas conclusiones a las que llega este cuarto título de la serie. Parece que los científicos, «han descubierto -como afirma un doctor de la Universidad de Yale- de repente 2000 años de civilización perdida» de modo que han corroborado las conclusiones de este libro. Los científicos, además, están empezando a relacionar los inicios de esas civilizaciones con los inicios del Viejo Mundo, tal y como se desprende de los textos sumerios y los versos bíblicos.
Confío en que la ciencia moderna seguirá confirmando el conocimiento de los tiempos antiguos.




El 12avo Planeta:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Ahora que nuestros propios astronautas han alcanzado la superficie de la Luna y que hemos enviado naves no tripuladas a explorar otros planetas, ya no resulta imposible creer que una civilización de otro planeta, más avanzada que la nuestra, fuera capaz de hacer aterrizar a sus astronautas en la Tierra en algún momento de nuestro pasado. Un buen número de autores, algunos de ellos muy populares, han especulado con la idea de
que muchos monumentos de la antigüedad, como las pirámides y otras gigantescas esculturas de piedra, fueran forjados por unos supuestos visitantes de otro planeta. Sin embargo, no hay mucho de nuevo en estas intrigantes especulaciones. Incluso los mismos pueblos de la antigüedad creían que seres superiores «de los cielos» -los antiguos dioses- bajaban a la Tierra. Lo que no aporta ninguno de estos autores populares que tratan estos temas son respuestas. Si estos seres vinieron en realidad a la Tierra, ¿cuándo lo hicieron? ¿Cómo llegaron aquí? ¿De dónde venían? ¿Y qué hicieron aquí durante su estancia?
Lo que nos proponemos es dar respuesta a estos interrogantes. Utilizando el Antiguo Testamento como ancla, y no presentando como evidencia otra cosa que los textos, los dibujos y los objetos que nos dejaron los antiguos pueblos de Oriente Próximo, iremos más allá de estas inquietantes preguntas y de sus provocativas
sugerencias. Demostraremos que, ciertamente, la Tierra fue visitada en el pasado por astronautas de otro planeta.
Identificaremos el planeta del cual vinieron estos astronautas.
Descifraremos una antigua y sofisticada cosmología que explica mejor que nuestras ciencias actuales cómo vinieron a la existencia la Tierra y otras partes del sistema solar.
Pondremos al descubierto los antiguos informes de una colisión celestial, a consecuencia de la cual un planeta intruso vino a ser capturado por la órbita del sol, y mostraremos que todas las religiones de la antigüedad se basaban en el conocimiento y la veneración de este duodécimo miembro de nuestro sistema solar.
Demostraremos que este Duodécimo Planeta fue el hogar materno de los antiguos visitantes de la Tierra.
Presentaremos textos y mapas celestes que tratan de los vuelos espaciales a la Tierra, y dejaremos establecido cuándo y por qué vinieron aquí.
Los describiremos, y hablaremos de su aspecto y vestimenta, entreveremos sus naves y sus armas, seguiremos sus actividades en la Tierra, sus amores y sus celos, sus logros y sus luchas. Y también desentrañaremos el secreto de su «inmortalidad».
Nos remontaremos a los dramáticos sucesos que llevaron a la «Creación» del Hombre, y mostraremos los avanzados métodos que utilizaron para llevarla a cabo. Después, seguiremos la enmarañada relación del Hombre con sus dioses, y arrojaremos luz sobre el verdadero significado de los hechos que se nos transmitieron a través de relatos como el del Jardín del Edén, la Torre de Babel, el Diluvio, el nacimiento de la civilización o las tres ramas de la Humanidad. También mostraremos de qué modo el Hombre -dotado por sus hacedores tanto en lo biológico como en lo material- acabó provocando que sus dioses se sintieran obligados con la Tierra.
Mostraremos que el Hombre no está solo, y que las generaciones futuras tendrán otro encuentro con los súbditos del Reino de los Cielos.





El Código Cósmico:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
¿Será algo más que un juego de palabras el afirmar que somos tan terrestres como divinos?
En este sexto título de la serie de las CRÓNICAS DE LA TIERRA, Zecharia Sitchin aplica
los últimos avances en genérica a unas escrituras milenarias para demostrar que la
humanidad, partiendo de su evolución en la Tierra es, al mismo tiempo, Hija de las
Estrellas, producto y sujeto de un Código Cósmico vital.
En este libro, Sitchin ofrece una revolucionaria teoría según la cual existe un código
alfabético biológico-numénco utilizado por los Anunnaki con individuos seleccionados
como Henoc para almacenar datos científicos que debían ser revelados a la humanidad en elmomento adecuado. Con esto, también se forma la base de la profecía, el conocimientoprevio del futuro, ya que en estas revelaciones, Sitchin identifica el punto crucial de los
asuntos celestiales y terrestres en el delicado equilibrio entre el predeterminado Destino y los caprichos del Hado, libremente elegido. Al desenmascarar los misterios de la profecía, Sitchin levanta el velo de la incomprensión y la incredulidad que durante tanto tiempo haoscurecido las verdades históricas y revela el Código Maestro que conecta a la humanidadcon las estrellas.
«Una buena y persuasiva investigación. Sitchin confiere a este libro una lógica y una
erudición de lo más necesarias... muestra los defectos de teorías largo tiempo establecidas y pone en evidencia algunos engaños de la antigüedad».
LA VERDAD ACERCA DE LOS ANUNNAKI, QUE DIVULGARON SECRETOS
CÓSMICOS A LA HUMANIDAD Hace miles de años, los Anunnaki, una raza de seres
extraordinarios determinó cómo sería la evolución de la vida en la Tierra y la existencia y
naturaleza de la humanidad tal como hoy la conocemos. Omnipotentes y omniscientes, la
prueba de su genio radica en los misteriosos monolitos de Stonehenge y en la extraña pero enormemente significativa construcción de círculos concéntricos de piedras de los Altos del Golán (Israel). Dos obras que, sin lugar a dudas, precisaron de sofisticados conocimientos astronómicos. Al enseñar al hombre a mirar a los cielos, los Anunnaki legaron a la humanidad el denominado ?Código Cósmico?.
La serie ?Crónicas de la Tierra? es hoy la serie de libros más reciente que, basándose en una cuidadosa investigación, se remonta hasta la creación de la humanidad y sus motivos. Este libro identifica el punto crucial del delicado equilibrio que tiene que guardar nuestra especie entre las exigencias del destino y los caprichos del hado. A partir de antiquísimos textos sumerios que preceden incluso a la Biblia, Zecharia Sitchin nos revela la naturaleza de las verdades proféticas e históricas largo tiempo oscurecidas por la descreencia y la incomprensión: el código que utilizaron los maestros constructores del más allá de las estrellas para construir a nuestra especie. * ¿De qué modo los números de los dioses revelan claves que descifran los significados secretos en los nombres divinos? * ¿Qué sabemos hoy acerca de los sofisticados conocimientos genéticos de los sumerios que han llegado hasta nosotros? Volver.






La Guerra de los dioses y los hombres:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
En este tercer título de la serie Crónicas de la Tierra, Sitchin aporta sorprendentes pruebas que demuestran que los Dioses que habitaron la Tierra hace ya miles de años, realmente existieron; que procedían de Niburu, y que batallaron para su supremacía.
Basándose en un minucioso estudio de las fuentes antiguas (tablillas de arcilla, mitología hindú, Antiguo Testamento...) Sitchin demuestra sus teorías sobre el nacimiento de la Humanidad. Asimismo, este libro desvela el uso antiquísimo de tecnología moderna, como demuestran las fotografías de la Tierra tomadas por la NASA: Sitchin ha demostrado que hace 4.000 años se produjo una enorme explosión nuclear en la Península del Sinaí, lo que sería un indicio de remotísimas batallas entre los dioses primigenios.
Acontecimientos como el Diluvio Universal, la Guerra de Troya, la destrucción de Sodoma y Gomorra, y otros muchos acontecimientos apocalípticos de la Humanidad se explican en esta revelación única de antiquísimos misterios.
Mucho antes de que el hombre guerreara con el hombre, los dioses combatían entre ellos. En realidad, las Guerras del Hombre comenzaron como Guerras de los Dioses.
Y las Guerras de los Dioses por el control de la Tierra, tuvieron sus inicios en su propio planeta. Y así fue que la primera civilización de la humanidad sucumbió en un holocausto nuclear. Esto es un hecho, no una ficción; y todo se plasmó por escrito hace mucho tiempo, en las Crónicas de la Tierra.






Los Reinos Perdidos:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Cuando los conquistadores españoles llegaron al Nuevo Mundo a la búsqueda de El Dorado, cuál sería su sorpresa cuando se encontraron con edificaciones de piedra de dimensiones verdaderamente descomunales situadas, además, en regiones inóspitas e inaccesibles. Levantar aquellos gigantescos monumentos debió de requirir, sin lugar a dudas, unos conocimientos técnicos y una maquinaria de los que en aquel entonces carecían las culturas indígenas de aquella parte.
En "Los Reinos Perdidos", Zecharia Sitchin se vale de pruebas arqueológicas, mitológicas y documentales para revelarnos los lazos existentes entre las antiguas culturas del Próximo Oriente y las civilizaciones prehistóricas americanas. Dichos lazos son los que nos desvelan los misterios de las pirámides y las ciudades de los dioses en México, la astronomía y el calendario de los mayas y la presencia de las más antiguas metrópolis de América a orillas del lago Titicaca. El autor presenta, además, respuestas convincentes como claros indicios de la intervención de los dioses procedentes de un planeta moribundo que convirtieron la Tierra en su hogar.
En los anales de Europa, el descubrimiento del nuevo mundo lleva la huella de El Dorado - la implacable búsqueda de oro. ¡ Pero los conquistadores poco se imaginaban que sus esfuerzos no eran mas que la repetición de una búsqueda, en estas nuevas tierras, de algo que había tenido lugar eones antes!
Enterradas bajo las historias y los relatos de avaricia, pillaje y absurda destrucción que desencadenaron las riquezas recién descubiertas, también existen evidencias en las crónicas de aquella época del tremendo desconcierto que provoco entre los europeos él encontrase con civilizaciones tan semejantes a las del viejo mundo: reinos y cortes reales, ciudades y recintos sagrados, arte y poesía, templos tan altos como el cielo, sacerdotes -así como el símbolo de la cruz y la creencia en un creador de todo. Por ultimo, aunque no menos importante, también se encontraron con las leyendas de unos dioses blancos y barbados, que partieron dejándoles la promesa de que volverían.
Los misterios y los enigmas de mayas, aztecas, incas y todos sus predecesores, que desconcertaron a los conquistadores, todavía confunden a eruditos y legos cinco siglos después.
¿Cómo, cuando y por que surgieron esas grandes civilizaciones en el nuevo mundo? ¿Es una simple casualidad que, cuando más se conoce de ellas, mas parecen estar moldeadas a partir de civilizaciones del antiguo Oriente Próximo?
Estamos convencidos de que las respuestas solo se pueden encontrar si se acepta como un hecho, no como un mito, la presencia en la Tierra de los Anunnki, "aquellos que del cielo a la Tierra vinieron". En este libro se ofrecen evidencias.






El Libro Perdido de Enki:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Por medio de una investigación exhaustiva de fuentes primarias, el autor ha recreado aquí los recuerdos de Enki, el líder de estos primeros «astronautas».
La serie de bestsellers de Zecharia Sitchin Las Crónicas de la Tierra nos ofrece la historia, desde el lado de la humanidad -tal como quedara registrada en las antiguas tablillas de arcilla y otros objetos sumerios en lo referente a nuestros orígenes a manos de los Anunnaki.
En El Libro Perdido de Enki podemos contemplar esta saga desde una perspectiva diferente, a través del relato autobiográfico, ricamente concebido, de Enki, un dios Anunnaki, que narra la historia de la llegada de estos extraterrestres a la Tierra desde Nibiru, el 12º planeta. El objetivo de su colonización: oro para restaurar la moribunda atmósfera de su planeta. La búsqueda de este metal precioso trae como consecuencia la creación, por parte de los Anunnaki, del homo sapiens -el género humano-, para la extracción de este importante recurso.
Lo que toma forma es la historia de un mundo de tensiones crecientes, de profundas rivalidades y de un sofisticado conocimiento científico que sólo recientemente está siendo confirmado.






El Genesis Revisado:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
El viaje espacial... la ingeniería genética... la ciencia informática... Asombrosos logros, tan novedosos como el mañana. Sin embargo, recientes y sorprendentes evidencias demuestran que estos avances tan modernos ya eran conocidos por nuestros antepasados hace mucho, mucho tiempo... ¡tanto como 3.000 años antes del nacimiento de Cristo!
En este interesante volumen, que acompaña la serie de Crónicas de la Tierra (traducida a 14 idiomas), el autor, Zecharia Sitchin, reexamina las enseñanzas de los antiguos a la luz de los últimos descubrimientos científicos de la humanidad, y desvela hechos impresionantes, nunca antes desvelados, que ponen en tela de juicio las ideas convencionales tanto tiempo sostenidas acerca de nuestro planeta y de nuestra especie.
Las apasionantes teorías de Zecharia Sitchin se apoyan en investigaciones basadas en fuentes sumerias, babilónicas, mitología del Cercano Oriente, de la arqueología y de la Biblia, así como de los nuevos descubrimientos en astronomía, geología, lingüística, bioingeniería y tecnología espacial. Según la interpretación de Sitchin de las tablillas de arcilla sumerias, los Anunnaki, una raza avanzada de extraterrestres, se originaron en nuestro sistema solar externo, en un planeta aún sin descubrir.
En las últimas décadas del siglo xx, la humanidad ha presenciado un aumento considerable, casi abrumador, de sus conocimientos. Los avances en todos los campos de la ciencia y de la tecnología ya no se miden en siglos, ni siquiera en décadas, sino en años e, incluso, en meses; y tenemos la sensación de haber sobrepasado en
conocimientos y posibilidades todo lo que el hombre había conseguido en el pasado.
Pero, ¿es posible que la humanidad haya salido de las Épocas Oscuras y de la Edad Media, que haya llegado a la Era de la Ilustración y haya pasado por la Revolución Industrial, que haya entrado en la era de la alta tecnología, de la ingeniería genética y de los vuelos espaciales, simplemente para ponerse a la altura, en cuanto
a conocimientos, del hombre de la antigüedad? A lo largo de generaciones y generaciones, la Biblia y sus enseñanzas han servido de anclaje para una humanidad que buscaba, pero apareció la ciencia moderna y lo echó todo a rodar,
especialmente en la confrontación entre Evolución y Creacionismo. En este volumen demostraremos que aquel conflicto no tenía ningún fundamento, y que en el Libro del Génesis y en sus fuentes se reflejan conocimientos científicos del más alto nivel.
Así pues, ¿es posible que lo que nuestra civilización está descubriendo hoy en día acerca del planeta Tierra y acerca de nuestro rincón del universo, de los cielos, no sea más que un drama que podría tener por título «El Génesis revisado», simplemente, el
redescubrimiento de algo que ya conocía una civilización mucho más antigua, en la Tierra y en otro planeta? No se trata de una cuestión de mera curiosidad científica, pues
apunta al núcleo de la existencia de la humanidad, a sus orígenes y a su destino.
Involucra al futuro de la Tierra como planeta viable, y esto porque tiene que ver con acontecimientos del pasado de la Tierra; se introduce en el adonde vamos, porque revela de dónde venimos. Y, como veremos, las respuestas llevan a conclusiones inevitables, que unos consideran increíbles de aceptar, mientras otros se aterran ante la
idea de tener que afrontarlas.






La Escalera del Cielo:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
La memoria mítica ha sostenido siempre que en la tierra existe un lugar en el que podemos unirnos a los dioses y trascender la muerte. En "La escalera al cielo", su autor, Zecharia Sitchin, apunta este deseo de retornar sobre la historia de la tierra. En sus análisis de las distintas leyendas que hablan de las tentativas humanas de ascender a los cielos, al igual que los dioses, en pos de la inmortalidad, el autor se adentra en las vidas de los faraones de Egipto que enseñaron cómo recorrer la Ruta de los Dioses hacia el eterno Más Allá.
Además, Sitchin se adentra también en la vida de personajes ilustres: el rey sumerio Gilgamesh que viajó a tierras remotas tratando de "escalar hacia el cielo" y eludir así su destino de mortal; Alejandro Magno quien creía ser hijo de un Dios; y Ponce de León que exploró Florida en busca de la legendaria "Fuente de la Juventud". Finalmente, el autor nos pone frente a la mirada de la Esfinge, el "Guía Sagrado", presentándonos una perspicaz reflexión sobre esta pasión arquetípica por la vida eterna.






El Final de los Tiempos:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
En El final de los tiempos, Sitchin resuelve antiguos enigmas, descifra el significado original de los símbolos religiosos, analiza los cálculos científicos realizados, explora las expectativas mesiánicas y tiende un puente que enlaza la historia con las profecías, entre el siglo XXI a. C. y el siglo XXI d. C., para presentar una asombrosa visión de lo que nos espera. Después de tres décadas de gestación, la fantástica conclusión de la serie de Crónicas de la Tierra reúne el pasado y el presente para ofrecer una visión radical del futuro.
Hace treinta años, Zecharia Sitchin cuestionó las ideas oficiales sobre el origen de la Tierra y del hombre. En una serie de provocadores libros titulada Las Crónicas de la Tierra, Sitchin ofreció una nueva teoría, una teoría radical, basada en indiscutibles pruebas documentales, sobre la existencia de unos seres extraterrestres, los Anunnaki, que llegaron a la Tierra hace varios milenios para plantar la semilla genética de la humanidad. En su triunfante obra final, Sitchin cierra el círculo y paralelamente explora la insidiosa pregunta que nos viene acosando desde hace milenios, y que desde el profeta Daniel hasta Sir Isaac Newton han intentado responder: ¿cuándo llegará el final?






Encuentros Divinos:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
La posible interacción entre la humanidad y los seres espirituales de la que hablan las escrituras y los textos de la antigüedad plantea un formidable drama que abarca Cielo y Tierra, devoción y culto, eternidad y moralidad, amor y sexo, celos y asesinatos. Pero, ¿dónde termina el mito y dónde empieza la realidad?
Con el ardor de un visionario y la atención en los detalles de un científico, Zecharia Sitchin, autor de la aclamada serie Crónicas de la Tierra, nos ofrece un sorprendente relato de encuentros divinos. También nos aporta pruebas de que los sueños proféticos, las visiones, los encuentros con ovnis y otros fenómenos extraordinarios son, ciertamente, el sello distintivo de la intervención de emisarios intergalácticos que vienen desde otras esferas para iluminar, guiar, castigar y confortar a los seres humanos en momentos de necesidad.
Las investigaciones y las teorías de Sitchin, ilustradas con mapas y cuadros, nos ofrecen la crónica de un fabuloso e inspirador viaje a través de la historia, desde el amanecer de los tiempos hasta el nuevo milenio.




Las Expediciones a las Crónicas de la Tierra:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
La ciudad de Troya fue un lugar real donde algunos héroes combatieron y murieron, o un ruedo donde unos dioses vengativos utilizaron a los hombres como peones? ¿Hubo una Atlántida, o no fue más que un mito alegórico? ¿Estuvo vinculado el Nuevo Mundo con las civilizaciones del Mundo Antiguo milenios antes de Colón?
Con una visita a las ruinas de Troya, Zecharia Sitchin y el lector de este libro comienzan su viaje hacia lugares míticos y legendarios, explorando las evidencias ocultas del verdadero pasado de la humanidad y, por ende, de su futuro.
Éste es el décimo best seller de Zecharia Sitchin. Los libros anteriores, bajo el título genérico de «Crónicas de la Tierra», los escribió desde la óptica del informador que observa las hazañas y las historias de otros, sean dioses u hombres. Pero, en este libro, comparte con el lector su propio relato de búsquedas e investigaciones, alcanzando nuevos territorios para observar las cosas por sí mismo, verificar datos y comprobar la viabilidad de antiguas rutas comerciales o vías aéreas.
Yendo desde los templos mayas de México hasta objetos ocultos en Estambul, Turquía; desde los túneles bíblicos hasta los misterios del Monte Sinaí, desde la morada de una diosa sumeria hasta las islas griegas, Sitchin desenmascara falacias largo tiempo arraigadas, descubre el destino de objetos provocadores y revela conexiones entre la antigüedad y las modernas instalaciones espaciales, como lo demuestran las muchas fotografías de sus archivos personales, inéditas hasta hoy.






Al Principio de los Tiempos:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Quinto título de la serie Crónicas de la Tierra en el que Zecharia Sitchin nos muestra cómo los denominados «Arquitectos de Stonehenge» vinieron hace miles de años a la Tierra para introducir en la humanidad la primera Nueva Edad (Nueva Era) del crecimiento científico y el esclarecimiento espiritualBajo la guía de estos antiguos visitantes de los cielos, la civilización humana floreció como jamás lo había hecho: adelantos revolucionarios en la ciencia, el arte y el pensamiento.
Sin embargo fueron «barridos» del mundo habitado y dejaron tras de sí magníficos monumentos, monolitos incomprensibles para nosotros y estructuras imponentes y altísimas que aún hoy, en nuestros días, están en pie y resisten el embate de los tiempos. Son los estimonios de una pretérita grandeza.
En este trabajo extraordinariamente documentado y meticulosamente investigado, Sitchin muestra las notabilísimas correlaciones que existen entre los acontecimientos que hace miles de años dieron lugar a nuestra civilización, señalando con asombrosa exactitud el principio tumultuoso de los tiempos y revelándonos la firma indiscutible e indeleblemente escrita en la piedra de dioses extraterrestres.

Marcelo
Admin

Zodiaco : Pez Búfalo
Mensajes : 950
Fecha de inscripción : 22/11/2009
Edad : 43
Localización : Ciudad Autonoma de Buenos Aires

Volver arriba Ir abajo

Re: Zecharia Sitchin - Los Anunakis de las tablillas sumerias y akadias

Mensaje  Marcelo el Vie 29 Oct - 13:11

ENLACE PARA DESCARGAR TODOS SUS LIBROS:

Hace clíck en la cabecera del foro donde dice [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] y luego en "Libros Traducción de las Tablillas Sumerias y Akadias"



Marcelo
Admin

Zodiaco : Pez Búfalo
Mensajes : 950
Fecha de inscripción : 22/11/2009
Edad : 43
Localización : Ciudad Autonoma de Buenos Aires

Volver arriba Ir abajo

Re: Zecharia Sitchin - Los Anunakis de las tablillas sumerias y akadias

Mensaje  TURISTA el Vie 29 Oct - 13:49

Zecharia Sitchin


Zecharia Sitchin nació en Rusia y credo en Palestina, en donde adquirió un conocimiento profundo del hebreo moderno y antiguo, así como de otros idiomas Semíticos y Europeos, del Viejo Testamento, y de la historia y la arqueología del Cercano Oriente. El es uno de los pocos eruditos que puede leer y entender Sumerio. Sitchin asistió y se graduó en la universidad de Londres, especializándose en historia de la economía. Fue periodista y editor importante en Israel por muchos arios, pero ahora vive y escribe en New York. Sus libros se han traducido ampliamente, se han convertido a Braille para los invidentes, y se han presentado extensamente en radio y televisión.

La serie Earth Chronicles (Crónicas de la Tierra) se basa en la premisa de que la mitología no es imaginaria sino el deposito de memorias antiguas; que la Biblia debe ser leída literalmente como un documento histórico/científico; y que las civilizaciones antiguas - m6s viejas y mayores - eran el producto del conocimiento traído a la Tierra por los Anunnaki, "los que vinieron del cielo a la tierra"...


Entrevista con Zecharia Sitchin, realizada por Robert K. Rouse, de NETCOM On-line Communication Services:

¿De que tratan las Crónicas de la Tierra?


Sitchin: El primer libro, The 12th Planet (El 12vo Planeta), refiere la probabilidad de que existe un planeta adicional en nuestro Sistema Solar. De que existen doce miembros, contando el Sol, la Luna y diez planetas, no solo los nueve que conocemos. La gente de ese planeta vino a la Tierra hace casi medio millón de aros atr6s, y realizaron muchas de las cosas sobre las cuales hemos leído en la Biblia, en el libro del Génesis.


Pero ese no fue del todo mi punto de partida. Mi punto de partida fue, volviendo a mi niñez y días de colegio, el rompecabezas de quienes eran los Nephilim, mencionados en el Génesis, Capitulo 6, como los hijos de los dioses que se casaron con las hijas del hombre en los días antes de la gran inundación, el diluvio. La palabra Nephilim se traduce, o ha Ilegado a ser traducida comúnmente, como "gigantes". Y estoy seguro de que usted y sus lectores están familiarizados con citas y sermones de domingo, etc., donde se dice que esos eran los días en que había gigantes sobre la Tierra. Yo cuestione esta interpretación como niño de escuela, y me reprendieron por ello, porque el profesor dijo: "la Biblia no se cuestiona". Pero yo no cuestioné la Biblia, yo cuestioné una interpretación que me parecía inexacta, porque la palabra Nephilim, el nombre por el cual esos seres extraordinarios, "los hijos de los dioses" eran conocidos, significaba literalmente "aquellos que descendieron a la Tierra desde los cielos".


¿Nephilim, de la palabra hebrea Natal, significa "caer"?


Sitchin: Todas las escrituras antiguas, la Biblia, los mitos griegos, el mito y los textos Egipcios, los textos de la pirámide, todo, me condujo hacia los Sumerios, cuya civilizaci6n fue la primera conocida, hace seis mil años. Me enfoque en Sumer, la fuente de estas Ieyendas y mitos, textos e información. Aprendí a leer los textos cuneiformes Sumerios y encontré declaraciones persistentes y repetidas, de que esos seres, a los cuales los Sumerios Ilamaban Anunnaki, vinieron a la Tierra de un planeta Ilamado Nibiru. El planeta era designado por el signo de la cruz y Nibiru significa, "planeta de cruce".


Entonces, en mi investigación cambió la pregunta de, ¿quienes eran los Nephilim y los Anunnaki? a, ¿cual planeta es Nibiru? Forzado a Ilegar a ser perito en astronomía, tuve que aprender bastante sobre ella para ocuparme del tema. Descubrí que los eruditos estaban divididos. Algunos dijeron que (Nibiru) era Marte, que por supuesto fue descrito y conocido por los antiguos, y otros dijeron, no, era Júpiter. Los que dijeron Júpiter y no Marte, tenían argumentos muy convincentes de por que no podía ser Marte. Y los que estaban a favor de Marte y no de Júpiter, también tenían argumentos muy convincentes.


Pudiendo ir directamente a esas fuentes ancestrales, tablillas de arcillas y escrituras cuneiformes, me parecía que ninguno estaba en lo correcto, porque la descripción de Nibiru y de su posición cuando se acercaba al Sol indicaba que no podía ser Marte, y tampoco podía ser Júpiter. Entonces una noche desperté con la respuesta: Por supuesto, se trata de un planeta adicional que viene periódicamente entre Marte y Júpiter; a veces se aproxima mas a Marte y otras veces se aproxima mas a Júpiter, pero no es Marte ni Júpiter. Una vez que realice que esta era la respuesta, de que existe otro planeta mas, todo encajó en su lugar. El significado de la Epopeya Mesopotamica de la Creación, en la cual se basan los primeros capítulos del Génesis, todos los detalles sobre los Anunnaki, quienes eran y quienes eran sus Lideres, cómo viajaron de su planeta a la Tierra y cómo se estableció su primer asentamiento en el Golfo Pérsico, sus lideres, etc, etc. Todo llegó a estar claro! Los Sumerios tenían un conocimiento inmenso. Sabían sobre Urano y Neptuno, y los describieron, al igual que sabían de Plutón.


Eran expertos en matemáticas y, en muchos aspectos, su conocimiento sobrepasó los tiempos modernos. Dijeron, "todo lo que sabemos nos fue dicho por los Anunnaki". La innovación de mi primer libro, su impacto, fue la realización de que los antiguos, comenzando con los Sumerios, sabían, describieron y hablaron de un planeta adicional en nuestro Sistema Solar. No fue un descubrimiento como el de Plutón en 1930 (del cual sabían los Sumerios hace seis mil años).


Plutón fue un descubrimiento astronómico muy interesante; los libros de texto tuvieron que ser revisados. Pero, para la persona común, el hombre de la calle, realmente no hubo diferencia. Nibiru, por otra parte, fue una historia diferente. De existir Nibiru (y este es el planeta que algunos astrónomos denominan hoy en día Planeta X), entonces los Anunnaki existen. La existencia de Nibiru no es tan solo cuestión de que existe un globo mas en nuestro Sistema Solar. Esto es diferente, porque si existe Nibiru, y existen los Anunnaki, entonces el alegato Sumerio de que volverán a nuestra vecindad cada 3,600 anos, y que en el pasado ellos nos dieron la civilización, implica entonces que no estamos solos y existen otras personas, mas avanzadas que nosotros, en nuestro Sistema Solar.


¿Que sucederá la próxima vez que vuelvan?


Sitchin: Quien sabe cómo se sentirán respecto a nosotros cuando regresen. ¿Decidirán darnos mas conocimiento otra vez, y un mayor adelanto técnico y mas civilización, o decidirán que no somos nada buenos, como sucedió con lo del diluvio, e intentaran librarse de nosotros? Así pues, el primer libro, poniendo las bases y describiendo el conocimiento Sumerio, y concluyendo con la existencia de un planeta adicional, constituye realmente la llave para entender de que se trata todo el asunto. Que son las histories del Génesis, cuales son los cuentos de la creación, cual fue nuestro pasado y, de alguna manera, cual será nuestro futuro.


¿Y el segundo libro de la serie?


Sitchin: The Stairway to Heaven (La Escalera al Cielo), presenta las histories de épocas antiguas, primeramente a partir de dos nuevos aspectos. Uno era el de traer los textos y las mitologías Egipcias al cuadro, y demostrar cómo encajan con los (textos) Sumerios y lo que realmente significaron. El segundo aspecto era observar la tendencia del hombre hacia la búsqueda de la inmortalidad. Y esto enlaza con el Sinai, enlaza con el lugar del aterrizaje, con los puertos espaciales en la península de Sinai, el papel de Jerusalén y todo eso.


El tercer libro, The Wars of Gods and Men (Las Guerras de los Dioses y los Hombres), continua la historia y las demostraciones de lo que sucedió después de los Reinados, una nueva fase de civilización, que fue dada a la humanidad. Ocupándose del conflicto que comenzó con la rivalidad entre dos medios hermanos, Enlil y Enki. Relata como este conflicto continuó entre sus hijos y sus nietos, conduciendo a la guerra, que yo denomino "Guerra de las Piramides" (hubo dos), en las cuales, eventualmente, la humanidad estuvo implicada. Así es como la humanidad aprendió a hacer la guerra. Y esto tiene que ver con un tema moral o teológico: ¿Es el hombre un guerrero por naturaleza, o le enseñaron a ser un guerrero?


El libro cuatro, The Lost Realms (Los Reinos Perdidos), es la historia de las Americas. No solo lo que se denomina tiempos pre-Colombinos, sino hace cuatro, o cinco mil años, antes de los Incas, de los Mayas y de los Aztecas. ¿Quiénes realmente habitaban América, que tan antiguas son algunas de sus antigüedades, y como tales estructuras megalíticas increíbles fueron construidas? ¿Para que, como lo hicieron, y quien? "Los Reinos Perdidos" demuestra que se trata de la misma historia, los mismos Anunnaki trajeron la humanidad, o parte de humanidad, a las Americas. El libro cinco, Genesis Revisited (Genesis Revisitado) un libro compañero, realmente fue escrito porque en los quince años transcurridos desde que el primer libro fue publicado, han habido muchos avances científicos, especialmente en astronomía, todos los descubrimientos de la nave espacial Voyager, en geología, biología, el descubrimiento del DNA, la capacidad de crear a bebes en un tubo de prueba, la lingüística, y (en abrir los secretos de) el origen de los idiomas.


Cada uno de tales descubrimientos corroboro lo que ya sabían y habían escrito los Sumerios y, por lo tanto, confirmaban completamente lo que dije en mi primer libro. Y cada vez que ocurría uno de tales descubrimientos, yo saltaba literalmente de mi asiento, y decía, "esto es exactamente lo que dijeron los Sumerios hace seis mil años!"


Si usted lee la pagina relevante en The 12th Planet (El 12vo Planeta), usted verá que cito un texto Sumerio que dice exactamente coma crearon a Adán, el primer Homo Sapiens. Usted vera que se trata de un proceso que actualmente llamamos "bebe probeta". Cito un texto que describe a Urano y Neptuno tal como el Voyager 2 los registro en 1986 y 1989. Finalmente me senté y junte toda esta evidencia científica, todos estos descubrimientos científicos para demostrar como encajan y corroboran el conocimiento antiguo. Por lo tanto, el subtitulo de "El Genesis Revisitado" (Genesis Revisisted) es: "¿Está la ciencia moderna redescubriendo el conocimiento antiguo?".
Así pues, esta es una revisión de los cinco libros.


Asombroso trabajo. ¿Y todo comenzó con la palabra Nephilim?


Sitchin: Si. Ese fue el principio.


Podrían las personas leer sus libros y decir: bien, él está haciendo muchas conjeturas. Tiene fragmentos de tablillas, y pedazos de texto cuneiforme, y se da muchas libertades en ensamblar las historias


Sitchin: Hay varias respuestas diferentes para eso. La mejor respuesta es lo que expongo en "EI Genesis Revisitado". El conocimiento que hemos adquirido corrobora lo que sabían los Sumerios hace seis mil años. Usted se pregunta ,como es posible, coma podrían ellos saber? ,como, en otro ejemplo, podria su simbolo de las serpientes entrelazadas, que todavía utilizamos para denotar la medicina, la curación y la biología, ser hace 6,000 años, el símbolo de Enki, quien estuvo involucrado en la ingeniería genética que dio origen a Adán? Ese era un símbolo del DNA, la doble helice del DNA. ¿Como pudieron conocer sin los telescopios y sin naves espaciales que Neptuno es un planeta acuoso? Ellos mismos proporcionaron la respuesta diciendo: "Todo lo que sabemos lo hemos aprendido de los Anunnaki". Así pues, usted dice, "Aceptable. Había Anunnaki". Ahora, quienes eran los Anunnaki y de donde provenían? En opinión de los Sumerios, "vinieron de Nibiru". Y usted dice, "¿que es Nibiru?" Dicen: "es un planeta mas de nuestro Sistema Solar". Ahora, si usted dice, "el conocimiento Sumerio realmente me impresiona, y, ellos sabían quizás de lo que hablaban con respecto a los Anunnaki. Pero no creo que exista otro planeta con estos seres avanzados en él, cerca de la Tierra". Si es así, ¿cual es su explicación de quienes eran los Anunnaki? ¿Hubo realmente una raza de gigantes que existieron en la Tierra hace medio millón de años atrás? ¿Usted cree que hubo una civilización en Ia Tierra, hace medio millón de años, que sobrepasó a la nuestra y que desapareció? Cuando el enfoque cambia para tratar de explicar esa otra gente, usted no tiene ninguna explicación. Entonces digo, si usted no tiene ninguna explicación, ¿por qué no aceptar la palabra de los Sumerios?


El segundo aspecto de la respuesta es este. En ninguna parte de todos estos libros utilizo un texto, o me refiero a una tablilla y digo, fui a tal o cual lugar en el Cercano Oriente y como visitaba ese lugar, excave el suelo con mi pie o con un palito y, ¡mire lo que encontré! ¡Encontré esta tablilla y mire lo que dice! Dice que había alguien llamado Enki que viajo de Nibiru a la Tierra y aterrizo en el Golfo Pérsico. No, en ninguna parte yo digo, "mire lo que encontré". En todo momento digo: "hay una tablilla en el Museo Británico, su numero de catalogo es tal y tal; fue descubierta en este y aquel lugar; el texto fue publicado primero por este erudito, y vea aquí lo que dice". Toda la información, todas las fuentes que estoy dando, son académicas, científicas, fuentes conocidas y aceptadas. En ningún momento he inventado mis propias fuentes.


Solo en "Las Guerras de los Dioses y de los Hombres" las fuentes que usted enumera ¡toman casi 16 paginas!


Sitchin: La diferencia es, y esta es la diferencia clave, que cuando hay un texto, por ejemplo, que describe como Enki vino a la Tierra, los eruditos, los libros de texto, llaman a esto "El Mito de Enki y la Tierra". Otro texto que trata de Enlil lo denominan "El Mito de Enlil", y sea cual sea el tema, todos estos textos son nombrados por los eruditos como "mitología".


Yo digo: ¿Y si esto no es un mito, y si estos textos nos dicen lo que realmente ocurrió?


Correcto


Sitchin: De ahí he creado el escenario, un plausible y lógico escenario que explica muchos de los enigmas, los rompecabezas y los misterios que de otra manera siguen siendo enigmas, misterios y rompecabezas. Como, por ejemplo, quienes construyeron las pirámides, para que, etc.


¿Que mas puede usted decirnos sobre los Anunnaki; tenemos nosotros libre albedrío o esta todo resuelto por estos mismos Anunnaki?


Sitchin: Me preguntan, "¿Se parecen a nosotros?" y yo respondo: no, nosotros nos parecemos a ellos. Nos crearon mediante ingeniería genética, saltaron la evolución y nos hicieron parecernos a ellos físicamente, y para que fuésemos como ellos emocionalmente. Eso es lo que dice la Biblia: "hagamos a Adán a nuestra semejanza y después a nuestra imagen". Físicamente, exterior e interiormente. Mucho de lo que ellos son, somos nosotros.


Hay una enorme diferencia en la duración de vida, que es la causa de las nociones de su inmortalidad. Porque un año de ellos equivale a una orbita de su planeta alrededor del Sol. Así pues, uno de sus anos equivale a 3,600 de los nuestros. Esta es la principal diferencia entre nosotros y ellos.


Entonces, hay una diferencia en su adelanto tecnológico, que les permite viajar no solamente en el espacio, y haber viajado hace medio millón de años, sino también revivir a los muertos y hacer otras cosas que en épocas bíblicas fueron consideradas milagros.


Siento que, así como ellos vinieron a la Tierra y nos crearon mediante ingeniería genética, mezclando sus genes con los de la mujer-mono, algún día saldremos al espacio y aterrizaremos en otro planeta, en alguna parte, y haremos lo mismo. En este sentido, creo que las cosas están ordenadas en un gran patrón. Pero, ¿pueden los acontecimientos dentro de este gran patrón ser determinados por los individuos? Pienso que si. Tome la historia del diluvio y de la destrucción de la humanidad, y la salvación de la semilla de la humanidad a través de Noe y de su arca. Enlil decidió utilizar una avalancha de agua para destruir a la humanidad, mientras que Enki le dijo a Noe (el Ziusudra Sumerio) lo que venia. Enki enseñó a Noe como construir un arca, una cubierta y sellarla para que no se hundiera, y Noe fue capaz de tomar a su familia y a otros en el arca, según los Sumerios, y salvar la semilla de la humanidad. Aquí usted tiene un conflicto entre dos lideres Anunnaki. Uno se sentía de una forma y otro sentía de otra manera. Así, la cuestión de la libre elección, de cual es la correcta, cual la incorrecta, que debe hacerse, que no debe hacerse, permanece allí.


¿Que hay sobre la teoría de que somos los dioses de antes; que creamos a la humanidad y ahora estamos en el extremo del efecto?


Sitchin: Todo lo que puedo decirle es que yo veo mi tarea, o quizás mi misión, consistente en traer al conocimiento de la gente presente, lo que la gente del pasado sabía y creyó. Para hacerlo, siendo capaz de ir a sus fuentes, sus escrituras y sus imágenes, y tratando todo ese material no como mito sino como historia verdadera. Ahora, mis escritos se han convertido en la base de una literatura substancial. Hay dos docenas de libros, o mas, que se basan en los míos.


Abordan la teología, astrología, y así sucesivamente, y estoy seguro que hay muchos mas sobre los cuales no sé. Se refieren a mis escritos o se basan en ellos. Proporciono los hechos como los veo, y cada uno es libre de interpretarlos como lo desee.


Esa es la manera científica de mirar el asunto, lo que hace de su trabajo aun mas creíble. Eso significa que usted no esta haciendo conjeturas, usted se basa en la evidencia real que existe


Sitchin: Sí. Estoy complacido de que muchos han utilizado este material como evidencia, para construir sobre el, y luego exponer en varias direcciones. Sin decir si convengo o discrepo con las otras teorías y desarrollos, estoy muy feliz de que mis libros se hayan convertido en libros de texto sobre las épocas ancestrales.


Usted dijo, cuando Plutón fue descubierto, en 1930, que los libros de texto fueron reescritos para acomodar ese hecho. i Alguna persona o editor de libros de texto ha hecho igual con esta información?


Sitchin: Toma tiempo, pero esta comenzando a filtrarse.


¿Cuando se vuelve a cumplir este ciclo de 3,600 años?


Sitchin: Bien, usted tiene que llegar a sus propias conclusiones.


Si cada vez que volvieron nos enseñaron algo nuevo, y avanzaron nuestra civilización, ¿tiene usted alguna teoría de cual podría ser su paso siguiente para con nosotros?


Sitchin: No. Como he dicho, una vez ellos no nos dieron ninguna civilización, ellos intentaron destruimos. Así pues, no sé cuales sean las probabilidades.


Hay una lección aquí para nosotros? Si esa es nuestra historia, que se supone que nosotros hemos debido aprender para evitar otra inundación cuando vuelvan los Anunnaki? ¿0 es demasiado imprevisible el conjeturar al respecto?


Sitchin: En cierta manera es imprevisible porque no sabemos quién es ahora su líder. Si es del clan de Enlil o del clan de Enki. Si supiera eso, podría contestarle mas fácilmente. Es por ello que todavía tengo libros por escribir, para alcanzar la respuesta. Es una gran pregunta, y la respuesta no es simple.

TURISTA

Mensajes : 66
Fecha de inscripción : 24/11/2009

Volver arriba Ir abajo

Re: Zecharia Sitchin - Los Anunakis de las tablillas sumerias y akadias

Mensaje  Contenido patrocinado Hoy a las 8:35


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.